Biblia en Lenguaje Sencillo

Romanos 13

Dios y las autoridades

1 Sólo Dios puede darle autoridad a una persona, y es él quien les ha dado poder a los gobernantes que tenemos. Por lo tanto, debemos obedecer las autoridades del gobierno.2 Quien no obedece a los gobernantes, se está oponiendo a lo que Dios ordena. Y quien se oponga será castigado,3 porque los que gobiernan no están para meterles miedo a los que se portan bien, sino a los que se portan mal. Si ustedes no quieren tenerles miedo a los gobernantes, hagan lo que es bueno, y los gobernantes hablarán bien de ustedes.4 Porque ellos están para servir a Dios y para beneficiarlos a ustedes. Pero si se portan mal, ¡pónganse a temblar!, porque la espada que llevan no es de adorno. Ellos están para servir a Dios, pero también para castigar a los que hacen lo malo.5 Así que ustedes deben obedecer a los gobernantes, no sólo para que no los castiguen, sino porque eso es lo correcto.

6 Los gobernantes están al servicio de Dios y están cumpliendo un deber. Por eso pagan ustedes sus impuestos.7 Así que páguenle a cada uno lo que deban pagarle, ya sea que se trate de impuestos, contribuciones, respeto o estimación.

El amor

8 No le deban nada a nadie. La única deuda que deben tener es la de amarse unos a otros. El que ama a los demás ya ha cumplido con todo lo que la ley exige.9 En la ley hay mandatos como estos: "No sean infieles en el matrimonio. No maten. No roben. No se mueran de ganas por tener lo que otros tienen". Estos mandamientos, y todos los demás, pueden resumirse en uno solo: "Amen a los demás así como se aman a ustedes mismos".10 El amor no causa daño a nadie. Cuando amamos a los demás, estamos cumpliendo toda la ley.

El regreso de Cristo

11 Estamos viviendo tiempos muy importantes, y ustedes han vivido como si estuvieran dormidos. ¡Ya es hora de que despierten! Ya está muy cerca el día en que Dios nos salvará; mucho más cerca que cuando empezamos a creer en Jesús.12-14 ¡Ya casi llega el momento! Así que dejemos de pecar, porque pecar es como vivir en la oscuridad. Hagamos el bien, que es como vivir en la luz. Controlemos nuestros deseos de hacer lo malo, y comportémonos correctamente, como si todo el tiempo anduviéramos a plena luz del día. No vayamos a fiestas donde haya desórdenes, ni nos emborrachemos, ni seamos vulgares, ni tengamos ninguna clase de vicios. No busquemos pelea ni seamos celosos. Más bien, dejemos que Jesucristo nos proteja.


Ingrese Comentario




Comentarios

2017-06-13 En realidad si cumplimos con el mandamiento: "amar a los demas como a nosotros mismos" cumpliriamos con todos los demas, porque una persona que ama a su projimo, no le roba, no desea sus pertenencias y mucho menos la mataria.
2017-06-09 Comportemos correctamente como si todo el Tiempo andubieramos a plena Luz del día controlemos el deseo de hacer lo malo dejemos de Pecar él pecado trae Consecuencias.. DIOS es DIOS y eso es Amén Aleluya
2016-10-08 Sin Santidad nadie verá al Señor. Hebreos 12.
2016-09-10 Andar bien por y con rectitud siempre
2016-04-25 3/15/2013
2015-01-12 Porque estar pisoteado siempre
2014-08-02 cuando hablamos de la carne, tenemos que pensar que es la mente
2013-05-15 Gracias señor por tu poderosa palabras